Piruletas de espinacas, queso y jamón



Como es habitual en la comunidad de Cocineros del mundo, nos han propuesto un nuevo reto en septiembre. Un reto muy colorido ya que  en esta ocasión era con espinacas o granada.

Las espinacas las he descubierto ya mayorcita y ahora me encantan en cualquier plato, pero en mi casa, lo "verde" no tiene mucha aceptación.
Así que  se me ocurrió preparar algo que pudiera ser atractivo para los niños y "engañarlos" mientras comían espinacas sin saberlo. Y de esa intención salieron estas piruletas.




INGREDIENTES:

300 gr. de espinacas frescas
2 huevos
Sal y pimienta
1/2  tarrina de queso crema (tipo philadelphia) a temperatura ambiente
6 lonchas de jamón de york o pechuga de pavo.

PREPARACIÓN:

Ponemos las espinacas lavadas en un bol y cocemos en el microondas, a potencia máxima, durante  3 minutos.Si al acabar vemos que no están del todo cocidas, ponemos un minuto más. Escurrimos bien sobre un colador. Reservamos.

Trituramos las espinacas frías con los huevos y salpimentamos. Extendemos esta mezcla en una bandeja de horno cubierta con un  papel vegetal  y horneamos a 180º hasta que se cuaje, unos 10-15 minutos. Hay que estar pendiente.

Una vez cuajada, damos la vuelta a la plancha de tortilla sobre un paño húmedo, retiramos el  papel vegetal, y enrollamos. Dejamos templar y guardamos en la nevera una media hora.

Desenrollamos el rollo de tortilla y  extendemos el queso y cubrimos con las lonchas de jamón de york. colocamos con cuidado sobre un trozo de film transparente y Enrollamos con ayuda del papel film. Llevamos al frigorífico un par de horas. Antes de servir podemos cortar en rodajas de un dedo de grosor y ensartamos en una brocheta pequeña.


Cocemos las espinacas en el micro, en el mío en tres minutos estaban listas.

Las dejamos en un colador para que escurran bien el agua.

Cuando estén fría las trituramos junto a los huevos. Acordaros de salpimentar.


Forramos una bandeja de horno con papel vegetal. Esta es una bandeja mas pequeña de las normales, mide unos 30x20 aproximadamente.


Echamos la mezcla y horneamos.


Ya horneada, ponemos la plancha sobre un papel vegetal nuevo y este sobre  un paño limpio.

Retiramos el papel con cuidado.


Y enrollamos con el papel que teníamos debajo.


Este rollo, hay que dejarlo enfriar y guardar un rato en la nevera.

Ya frío, desenrollamos y untamos el queso con cuidado. Podéis añadir unas nueces picadas, quedaría muy bien.

Encima del queso, el jamón.

Ahora colocamos sobre un trozo de film transparente y enrollamos.

Ya está el rollo, ahora dejamos un par de horas en la nevera. Antes de servir lo podemos cortar en rodajas.


    Mirad que color tan precioso.


    Es un plato sencillo, algo entretenido pero nada más. El resultado es tan vistoso que merece la pena.





Fuente:pequerecetas





Facebook Twitter instagram pinterest YouTube google plus


Introduce tu Correo y recibe mis entradas en tu email:





8 comentarios:

  1. Que divertida y sabrosa tu receta. Me ha encantado. Ideal para un picoteo con amigos. Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Qué rico y qué buena idea presentarlas así!!un beso

    ResponderEliminar
  3. Muy divertida María José!!! Seguro que, como dices una nueces picaditas le dan el toque sorpresa a las piruletas.
    Bss.
    Cristina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Cristina, habrá que probar con nueces jeje. Un beso!

      Eliminar